martes, 2 de febrero de 2010

Colección de recuerdos

A menudo los recuerdos llegan para quedarse. Los apilas en las esquinas de las habitaciones. En los huecos entre la ropa de invierno. Otras veces acabas comprando algunas de esas cajas de plástico tan funcionales con el fin de seguir almacenándolos debajo de la cama, o encima del armario o incluso en el trastero o en el garaje, junto a botellas de vino destinadas a ocasiones especiales, que a veces ni siquiera llegan.

De repente, a finales de verano, con el cambio de una estación a otra, te pones a hacer limpieza. Y te das cuenta de que aquel jersey ya no te queda tan bien. Igual que su recuerdo, del que tanto te cuesta desprenderte, por si se pudiera reciclar, o por si él se arrepintiera de haberse deshecho de ti y volviera. Si eso ocurriera tendrías que volver a sacar todos esos momentos de los armarios, de las cajas, de las esquinas, y los huecos. ¿Qué pasaría entonces si ya no los tuvieras? No, no puedes permitírtelo.

Y a veces, más bien, casi siempre, lo mejor es coger una gran bolsa, abrirla mucho, e ir tirando todos y cada uno de esos recuerdos que ya no sirven, que hacen daño, que no te permiten mirar hacia delante, para después cerrar la bolsa, con mucho cuidado para que a ninguno de ellos se les ocurra escapar para volver al agradable calor del armario, y lo tiras a la basura. Sin miramientos, ni compasión.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Acabo de descubrir tu blog a través del de Christian y me está gustando mucho. Soy Goyo, aún no he podido meterme a fondo con él pero desde hoy tienes un nuevo seguidor. Muchas gracias.

Oihana dijo...

Gracias Goyo!! Es un blog muy modesto... así que se agradecen tus palabras el doble. Eres bienvenido siempre que quieras repetir.

Un besazo!!

Psique dijo...

Estoy de acuerdo con Goyo. Me gusta mucho tu blog. Gracias por hacerte seguidora del mio, y recordarte que está a tu disposición para cuando te apetezca visitarlo. Gracias por tus "Escritos".

http://psiquecamino.blogspot.com/

Oihana dijo...

Hola Psique!

Tu blog me lo recomendó una amiga tuya (o eso dijo,) Rosa, que me escribió un email halagango el mío e invitándome a conocer el tuyo. Confieso que me ha encantado así que me quedé, con la esperanza de que podamos compartir muchas palabras y pensamientos.

Gracias a ti por pasarte. Un beso!

Psique dijo...

Cuenta con ello Oihana. Rosa se hizo seguidora de mi blog, y no sé quien se lo recomendó a ella, supongo que pasó algo parecido a lo tuyo. Mi blog lleva muy poquito tiempo, y me hace mucha ilusión tener este rinconcito para poder compartir con toda la gente que quiera mis pensamientos y emociones. Un beso enorme.